CAMARAS DE ENSAYOS CLIMATICOS Y DE ENVEJECIMIENTO AMBIENTAL ACELERADO
PARA REPRODUCCION Y SIMULACION EN LABORATORIO DE CLIMAS NATURALES O ARTIFICIALES
DISEÑO, INVESTIGACION Y DESARROLLO DESDE 1967

miércoles, 3 de febrero de 2016

Corrosion infraestructuras ferroviarias. Camaras de niebla salina.

Las infraestructuras ferroviarias al tener que estar diseñadas para el transporte de personas y mercancías a largas distancias, han de enfrentarse a cambios ambientales repetitivos; no solo en cuanto a vicisitudes climáticas de origen meteorológico, sino también en razón de las zonas geográficas por las que habrán de transitar, entre las que caben señalar las zonas marítimas con ambientes químicamente activos.

Con la nueva tecnología de alta velocidad y dados los elevados costes de este tipo de infraestructuras, tanto desde el punto de vista constructivo como de mantenimiento, de lo que se trata es de realizar los trazados de la forma más recta posible, lo que implica tener que pasar por áreas costeras o sobre el mar.

En su constante exposición a la intemperie, un riesgo a tener en cuenta es la corrosión. Oleaje, salpicaduras, rociones, cambios térmicos, lluvias y ambiente con alto contenido en cloruro sódico por doquier.
Semejante ambiente corrosivo ejerce una destrucción constante y progresiva de tal importancia que requiere enormes inversiones de protección y de recambio de piezas deterioradas.
Para evaluar a escala de laboratorio la resistencia a la corrosión marina de los aceros y sus recubrimientos se emplean las cámaras de niebla salina de ensayos acelerados, capaces de simular y reproducir de forma cíclica todas las condiciones y ambientes climáticos existentes en todas las zonas geográficas de las redes ferroviarias del mundo.